Aqui tenemos el primer posado robado de nuestra pequeña Dobi como perra adoptada !!! Parece que le sienta muy bien eso de tener familia, e incluso nos atreveríamos a decir que se le ha subido un poco a la cabeza….. pues parece que la expresión de su cara ha cambiado “un poco”.

Tenemos que dar MIL GRACIAS a Juan, su nuevo papi por ser el responsable de este cambio, y por supuesto a la celestina de esta historia G., por hacerlo posible.

Y como no, gracias a Carlos, por rescatar a Dobi cuando más lo necesitaba.

Pequeña, te toca, disfruta de la vida !!